Connect with us

Análisis

Vuelo en reversa

Opinión Caribe

Published

on

Un aeropuerto internacional sin conexión directa con el exterior

Aunque el aeropuerto ‘Simón Bolívar’ de la ciudad de Santa Marta está incluido entre los 15 que han sido intervenidos y modernizados durante los últimos años en el país, bajo el modelo de concesiones, todavía quedan algunos aspectos en el aire para que la millonaria inversión sea aprovechada al máximo y el departamento del Magdalena pueda utilizar y comparar su terminal aérea ‘internacional’ con las mejores y más completas del mundo, teniendo en cuenta la capacidad de vuelos comerciales desde y hacia el exterior, transporte de carga con los estándares de calidad y última tecnología, además de una amplia cobertura para suplir la demanda que la Ciudad requerirá a medida que pase el tiempo y que las exigencias sean mayores.

Por Laura Vélez Vargas

Es notorio el retroceso que el aeropuerto ‘Simón Bolívar’ ha tenido durante los últimos años, porque en cierta época, fue calificado y certificado como internacional, gracias al tráfico aéreo desde diferentes partes del país y del mundo.

Sin embargo, ante el incremento de aeronaves y demanda comercial, la infraestructura de la pista es obsoleta, lo cual ha impedido el progreso y crecimiento de la terminal, quedando como el único con denominación internacional, (de los 14 que hoy existen en Colombia), sin vuelo comercial desde y hacia el exterior.

Al respecto, Elías George González, empresario de la Ciudad, aseguró, que, en efecto, sí alcanzó el distrito de Santa Marta a disfrutar de vuelos internacionales, sin embargo, “crecieron los equipos y las necesidades, pero no hubo soluciones, la pista se quedó del mismo tamaño, lo que impidió el arribo de aviones de alto nivel y, por ende, el aeropuerto se desinternacionalizó por gravedad”.

Cabe mencionar, que aeropuertos del país como el ‘José María Córdova’ de la ciudad de Río Negro, Antioquia, está preparado para cualquier eventualidad futura y esto fue evidente el pasado mes de marzo cuando, por causa de una emergencia en la central hidroeléctrica de Guatapé, se necesitaron cientos de toneladas de insumos para reparar los cables dañados, que solo podían ser transportados en una aeronave habilitada para trasladar gran peso. Fue así como un AntonovAN-124, uno de los cargueros más grandes del mundo, con capacidad por vuelo de 100 toneladas, logró aterrizar sin inconveniente alguno, puesto que la pista de esta terminal aérea es de más de tres mil metros de largo.

INHABILITADOS LOS VUELOS COMERCIALES INTERNACIONALES

A pesar de que Santa Marta es un destino turístico internacional, con un valor estratégico por sus infinidades de recursos para explotación comercial, solo están habilitados los vuelos de carácter privado desde y hacia el exterior, además de los nacionales. Como consecuencia, en los últimos años, la terminal aérea no contó con salas de abordaje internacionales, ni oficinas permanentes para las entidades requeridas para este tipo de vuelos, tales como Policía Aeroportuaria, ICA, Dian, Migración Colombia, entre otras.

Al respecto, el director de la oficina de Migración Colombia, seccional Magdalena, Sandro Murcia Alfonso, aseguró, que actualmente, la terminal aérea ‘Simón Bolívar’, cuenta con una oficina, la cual fue demolida para su remodelación, aclarando, que continúan sus labores migratorias cada vez que sean necesarias, “nuestros oficiales hacen presencia física para la labor de control migratorio, en el momento en que se recibe un vuelo internacional. Esto se hace de manera coordinada mediante información suministrada por la Aeronáutica Civil acerca de las rutas detalladas de aeronaves que provengan del exterior y aterricen en Santa Marta”.

Cabe resaltar, que Migración Colombia dentro de sus procesos misionales integra un servicio de orden administrativo de extranjería, un proceso de verificación y otro de control migratorio, “la parte de verificación es la labor de campo, en donde los oficiales de esta Entidad adelantan procesos para determinar la regularidad de un ciudadano en territorio nacional, la comprobación de su ingreso formal al país, que esté haciendo las actividades que le autorizaron, y que esté dentro de los tiempos delegados”, explicó el funcionario.

Por consiguiente, los puestos de control migratorio están a lo largo de todo el territorio nacional, siempre y cuando haya un énfasis internacional. El Director de Migración Colombia expresó al respecto, que “en el departamento del Magdalena está el control marítimo, ubicado en la Sociedad Portuaria de Santa Marta, en donde se le realiza la inspección a los ciudadanos que llegan en embarcaciones mayores y menores, y, hay otro en el aeropuerto ‘Simón Bolívar’ para realizar la verificación a las aeronaves, que en este caso, son de orden privado, como aviones ambulancia o vuelos no regulares”.

Y, a pesar de que en la terminal aérea de Santa Marta existe un espacio para que Migración Colombia ejerza su función, actualmente no es imprescindible su permanencia continua en el lugar, puesto que los vuelos privados internacionales son esporádicos y la cantidad de personas que viajan en estas aeronaves son pocas (entre 5 o 6 personas, incluyendo tripulación y pasajeros), “si mañana nos dicen que cada hora va a entrar un vuelo internacional, Migración va a estar allí. Nosotros como entidad, tenemos la cortesía operativa y la función misional de garantizar el servicio en cualquier momento”, expresó Sandro Murcia.

LA CONCESIONARIA INCLUYE DENTRO DEL PROYECTO LA INTERNACIONALIZACIÓN

Dentro del alcance de las obras de modernización y ampliación que actualmente ejecuta la Concesión Aeropuertos de Oriente S.A.S., se contempla la construcción de nuevas salas de abordaje a niveles nacionales e internacionales, “en el módulo dos, el cual se construye de manera paralela con el módulo uno, se concentrarán las oficinas de la parte operativa y del back office de las aerolíneas. En el segundo piso operará la sala de abordaje internacional, que contará con grandes ventanales que permitirán tener la visual del aeropuerto”, aseguró el concesionario.

Así mismo, dentro del proyecto establecido por la Concesión, se ubicará el primer puente de abordaje, “éste será la posición número uno, por el cual se accederá al segundo piso, correspondiente a la sala de abordaje internacional”. Cabe mencionar, que antes existía una sola posición para la aviación privada y con la reestructuración ,quedarán dos. Además, la remodelación dará paso a cinco salas para vuelos comerciales, en donde se incluirá el módulo internacional.

Con respecto a las oficinas para las diferentes autoridades aeroportuarias, que hacen presencia en el terminal aéreo, tanto a niveles nacionales como internacionales, la Concesionaria afirmó, que se les entregarán sus áreas respectivas para el uso adecuado de las dependencias, una vez se terminen las adecuaciones de los espacios, “entre las entidades podemos contar: Policía Aeroportuaria, Sanidad, Aerocivil, ICA, Dian, Migración Colombia, Aeropuertos de Oriente S.A.S., entre otras”.

Por tanto, el problema actual no es por la falta de presencia de las entidades en la terminal aérea de Santa Marta o las salas de abordaje internacionales, puesto que existe la disposición de la Concesionaria, la cual asegura, que las oficinas para dicho fin están contempladas en su proyecto, como la de estas Autoridades para trasladar a sus funcionarios al lugar. Se espera que haya un verdadero interés por parte de las aerolíneas que operan en la Ciudad para impulsar este tipo de vuelos comerciales.

¿EXISTE EL INTERÉS DE HABILITAR VUELOS COMERCIALES INTERNACIONALES?

Al respecto, la Aerocivil le aseguró a OPINIÓN CARIBE, aunque dejaron claro que la Vicepresidencia de la República de Colombia, es la encargada de manejar todo lo referente al tema de la información del Aeropuerto ‘Simón Bolívar’ de Santa Marta, que el Distrito es quien debe motivar y estimular el turismo de la ciudad y que el proyecto de ampliación y remodelación de esta terminal aérea apenas inicia, por consiguiente, queda más de un año para ver los avances significativos.

Por su parte, la Oficina de Turismo de Santa Marta, liderada por Carlos Iglesias, quien también ratificó que ninguna dependencia distrital está autorizada todavía para dar declaraciones al respecto de la terminal aérea de Santa Marta, le afirmó a este medio, que dentro del Plan de Desarrollo Distrital está contemplada la habilitación de cuatro nuevas rutas internacionales y de un comité de rutas, el cual ya está conformado.

Lo cierto es, que son pocos, por no decir nulos, los pronunciamientos contundentes de los diferentes gremios con respecto al tema del aeropuerto ‘Simón Bolívar’. Resulta evidente la desinformación y desarticulación de las Entidades encargadas de la ampliación y remodelación de esta terminal aérea y, Santa Marta requiere claridad sobre el tema mediante una información articulada desde la Vicepresidencia de la República de Colombia, que fue quien lideró este proyecto, con Aeronáutica civil, Aeropuerto de Oriente S.A.S., la Gobernación y la Alcaldía de la Ciudad, para conocer los verdaderos avances y el proyecto final que entregará la Concesionaria en el tiempo estipulado.

¿AEROPUERTO CENTRALIZADO?

Si bien el Estado inició obras en más de 15 aeropuertos de Colombia, invirtiendo aproximadamente 1.5 billones de pesos, también es cierto que solamente en el aeropuerto El Dorado, de Bogotá, se invirtieron más de mil millones de dólares. Con esto, se apostó al mejoramiento de la conectividad del país, sobretodo en la Capital, teniendo en cuenta que esta terminal aérea moviliza el 40% de los pasajeros nacionales y el 78% de los internacionales.

OPINIÓN CARIBE, en conversaciones con diferentes gremios, encontró, que una de las grandes preocupaciones acerca de estas obras, incide en la centralización de los vuelos internacionales hacia Bogotá, pues su inversión fue cuantiosa, por tanto, la facilidad para que más de 20 aerolíneas de talla internacional operen en este Aeropuerto es evidente, dejando a la terminal de Santa Marta en el último lugar del presupuesto del Estado, tan así, que el ‘Simón Bolívar’ es una de las terminales aéreas, por no decir la única, que va a remodelarse y ampliarse con presupuesto no solo de la Nación, sino del Departamento, requerimiento directo desde la Vicepresidencia de la República.

Todo esto dificulta que las aerolíneas tengan interés en abrir sus vuelos comerciales internacionales en Santa Marta, y por más ganas del Distrito y de la ciudadanía de promocionar a la ‘Perla de América’ como destino internacional, la competencia de aeropuertos más modernos y con tecnología de punta, como el de Bogotá o el de Barranquilla, va a obstaculizar el proceso.

OPORTUNIDAD ÚNICA

Son variados los retos que debe enfrentar el Aeródromo de Santa Marta para posicionarse como uno de los preferidos por las aerolíneas internacionales, además de otras oportunidades que surgen desde los Ministerios y altos mandos empresariales de la Ciudad.

Elías George González afirma, que Santa Marta tiene la oportunidad para incentivar el turismo y el comercio, “todo esto a través de tres funcionarios nacidos en Santa Marta: el primero, es el director ejecutivo del Banco Interamericano de Desarrollo, BID, Sergio Díaz-Granados; la segunda, la actual ministra de Comercio, Industria y Turismo, María Claudia Lacouture; el tercero, el viceministro de Agricultura, Juan Pablo DiazGranados”.

Asimismo, George González señaló, que la culpa del retroceso en Santa Marta es de todos los que alguna vez pudieron ejercer presión para el desarrollo de la Ciudad, “los culpables hemos sido todos los que nunca ejercemos presión como lo ha hecho Barranquilla. Les garantizo que en dos años la capital del Atlántico va a comenzar a atracar cruceros y se va a convertir en destino de estas embarcaciones; por lo contrario, Santa Marta no ha podido manejar cabalmente la actividad crucerista por falta de un empuje, de proyección turística, de agresividad gremial y por falta de autoridad, estamos perdiendo ese renglón que todos los países portuarios del mundo quieren tener cruceros que visiten sus puertos y nosotros que gozamos de ello, lo vamos a perder”.

Es notoria la gran oportunidad que tiene Santa Marta a través de estos Ministerios. Son tres samarios que desde sus altos cargos pueden impulsar un desarrollo y avance competitivo de la capital del Magdalena ante el Gobierno Nacional, “esperamos que se vinculen y nos ayuden a manejar la suerte de la Ciudad”, advirtió el empresario.

FALTA DE VISIÓN PARA UN COMERCIO DE CARGA

Otro de los puntos sobre las íes es el tema de un muelle de carga apto para una Ciudad que tiene ubicado su Aeropuerto en un punto estratégico, el cual, por un lado colinda con el mar Caribe, y por el otro, tiene como opción el transporte férreo y terrestre, si los planes de activar el tren son una realidad.

No obstante, según el gremio de empresarios de la Ciudad, se han hecho cuatro lanzamientos del proyecto de la terminal aérea y en cada cóctel se presenta una maqueta diferente a la anterior, “los muelles de carga son un desarrollo que no ha sido contemplado. Cada seis meses, en cada evento, se dejaba al descubierto un nuevo plan de remodelación, que siempre era distinto al anterior. Fue un concierto de improvisaciones que se les fueron ocurriendo, como si no se tuviese capacidad de crítica”.

“Esto no quiere decir que la Concesión no ha sido respetuosa con la Ciudad, pero se le debe pedir que sean justos y equitativos, puesto que Santa Marta les dio la posibilidad de un negocio lucrativo, con 700 mil metros adjudicados gratuitamente, en una de las mejores zonas, con dos kilómetros de playa, y con dinero del Departamento y la Nación, que además, les otorgó la operación de la tarifa de los pasajeros. El costo de la obra está más que garantizada y no van a invertir un peso. Esto, fue demasiada generosidad y solo se pide que le dejen a la ‘Perla de América’ una terminal aérea competitiva, que sea útil y pueda acomodarse a las exigencias mundiales durante muchos años, sin necesidad de ir haciendo obras por etapas”, apuntó George González.

Y es que hay preocupación sobre la zona de explotación económica de la carga en el aeropuerto ‘Simón Bolívar’ de Santa Marta, puesto que es mínima frente a la competitividad y conectividad mundial de este tipo de comercio.

Al respecto, OPINIÓN CARIBE confirmó con especialistas sobre el tema, que no se tuvo en cuenta que en un futuro próximo se van a manejar productos refrigerados traídos de otros lugares del mundo; manifiestan, además, que la ciudad no se va a beneficiar porque habrá que pagar más, porque estos deben bajarse en Barranquilla y en Cartagena, no en Santa Marta, por no tener ese tipo de explotación económica que significa la carga. Así mismo, indican, que hay aeropuertos que solo son de carga y ni siquiera tienen en cuenta a los pasajeros, porque éste es un negocio lucrativo.

De acuerdo con la Aerocivil, a Santa Marta llegan los mismos aviones que al resto del país: A318, A319 y A320, y son las mismas aeronaves que viajan al exterior desde la capital de Colombia u otras ciudades como Barranquilla y Cartagena, que, además, pueden ser utilizados para pasajeros y carga. Pero, por los inconvenientes de la pista – actualmente tiene 1.700 metros – y la de maniobrar un avión de gran tamaño al aterrizar y despegar en semejantes condiciones, la capacidad de carga es menor que la de otros lugares.

La concesionaria Aeropuertos de Oriente S.A.S. le aseguró a este medio, que está proyectada y asegurada la ampliación de la pista de 1.700 a 2.300 metros para que Santa Marta alcance la certificación internacional del aeropuerto ‘Simón Bolívar’ ante la Organización de Aviación Civil Internacional, Oaci. Por tanto, la pista, con mayor longitud, tendría la capacidad de recibir aviones con más peso para aterrizar y decolar.

Con respecto al muelle de carga, la Concesionaria reiteró, “actualmente, se está construyendo el módulo cinco del Aeropuerto, cuyo edificio fue demolido para ampliar el área que habilitará su primer piso para que operen las bodegas de carga”.

Lo cierto es que el aeropuerto ‘Simón Bolívar’ de Santa Marta todavía tiene una gran pista por recorrer para quedar a la altura de muchos aeropuertos internacionales, incluso del país. En Colombia, es necesario ofrecer una terminal aérea competitiva y con el plus de la conectividad intermodal, a la que OPINIÓN CARIBE se refirió en pasadas ediciones. Así, la Ciudad podrá pensar en participar en ferias como las ‘Routes’, que es el mayor foro de desarrollo de rutas aéreas del mundo, cuyo fin es el de captar nuevos vuelos que incrementen el número de visitantes. Todo esto será posible, cuando sea evidente un avance significativo y acorde con las exigencias mundiales en temas aeroportuarios.

31 millones de personas tomaron vuelos nacionales e internacionales en el 2014, lo que significa un crecimiento del 8 % frente al año 2013. Esta es una tasa superior al crecimiento de los viajeros a nivel mundial, que fue del 5.7 por ciento, informó la Asociación de Transporte Aéreo, Atac.

Imagen3

 

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *