Connect with us

Análisis

Innovación en marcha

Opinión Caribe

Published

on

Mejor ranking en variación de carga de TEUS y comercio exterior

El Puerto de Cartagena inicia el plan de modernización este año, lo más reciente que se adelanta en los puertos de Colombia. La constante en los planes maestros de mejoramiento es la amplitud de los muelles, la adquisición de grúas pórtico y el dragado en el canal de acceso. Cartagena es el primer puerto en permitir el repostaje de los buques impulsados por gas natural licuado existentes en el mundo, además de ocupar el primer lugar en mejor variación de carga con respecto al comercio exterior.

Por Fanny Medina Ariza

El 13 de junio la Compañía Puertos Asociados presentó un proyecto para invertir 92 millones de dólares en la ampliación de la capacidad de carga que tiene el Puerto de Cartagena de Indias. La intención, es pasar de 2.82 millones de toneladas a 3.72, de acuerdo con las informaciones dadas por la Agencia Nacional de Infraestructura, ANI, institución que señala, que esta ampliación beneficiará el entorno, el crecimiento social y económico de la región bolivarense.

El actual muelle se extenderá unos 110 metros, se reforzará el puerto para la atención de motonaves tipo Sammax, además de la capacidad portante para grúas; se consolidarán áreas nuevas como patios de acopio de 4.618 hectáreas y dragado del canal de acceso para profundizar las zonas de atraque.

La realización de estas obras se obtendrá un aporte económico de 75 millones de dólares para obras civiles y adecuación de la infraestructura y 16 millones de dólares serán invertidos en equipos de tecnología de punta, informó el presidente de Compañía de Puertos Asociados de Cartagena, Compas, Alberto Jiménez.

Con estas nuevas inversiones aumenta la competitividad del Puerto de Cartagena por el impulso en el comercio exterior que le dan las innovaciones en tecnología. El estudio ambiental debe entregarse en unos cuatro meses, a la espera de la decisión final por parte de las autoridades del Estado.

El proyecto de modernización y ampliación que ha entregado Jiménez a la ANI, se diseñó hasta el 2020 por un costo de 92.756.839 dólares, es decir, un plazo de cuatro años. Esta compañía portuaria tiene terminales en Tolú, Buenaventura, Barranquilla y Cartagena, para este último pidió extensión de la Concesión hasta 2036.

El dragado que se le hará al canal tendrá un alcance de profundidad de 13 metros y un ancho que pasará de 100 metros a 135. El objetivo es recibir megabarcos a través de las nuevas esclusas del canal de Panamá. Estos buques tienen la capacidad de movilizar 13.000 contenedores TEU (Unidad de medida equivalente a 20 pies).

Actualmente, el terminal marítimo ocupa 22 hectáreas, tiene una línea de atraque de 660 metros, en bodegas cubiertas 17.000 metros cuadrados y silos con capacidad de almacenamiento para 65 mil toneladas de granos. El calado con el que opera es de 12 metros.

La desaceleración de China y la disminución del tráfico marítimo en el Canal de Panamá se había tornado preocupante para Cartagena en materia de movimiento portuario por las implicaciones económicas, sin embargo, las cifras que cerraron el mes de mayo fueron satisfactorias, porque se movilizaron 206 mil 416 TEU, 4 mil 577 movimientos más que el año anterior, que había sido de 201 mil 839. En el transcurso del año se han movido 992 mil 610 TEU, teniendo en cuenta que el contexto económico, las proyecciones y expectativas de crecimiento de carga, son moderadas.

La capacidad anual de movimiento de carga que tiene el Puerto de Cartagena es de 1.5 millones de TEU, el plan de modernización que se adelanta, acumula inversiones, que, en el mes de junio fue de 250 millones de dólares, los cuales se utilizarán en 2.500 contratos por la participación de 3.700 proveedores y contratistas.

Para el resto del año se realizarán inversiones por 30 millones de dólares iniciales para trabajar la profundidad en la zona de maniobras de 15.5 metros, además de preparar los muelles para el atraque de barcos por más de 10 mil TEU; se contempla la adquisición de grúas pórtico para completar un total de 8 con las que se aumentará la capacidad operacional del terminal a 2 millones de TEU anuales.

Referente a la ampliación del Canal de Panamá, después de la apertura del tercer juego de esclusas, el transporte y el comercio internacional empiezan a sufrir cambios. Por tanto, las directivas del puerto se preparan y el 11 de julio llegará por primera vez a Cartagena un buque de 8.800 TEUS, es decir, un barco con la capacidad para transportar 8.800 contenedores de 20 pies.

El barco es de la línea Mediterranean Shipping Company – MSC, zarpará el 14 de junio de Rotterdam y es un nuevo servicio Premium de la naviera. De Cartagena pasará por las nuevas esclusas del Canal de Panamá. Los puertos en los que hará escala esta embarcación son: Rotterdam, Tilbury, Hamburgo, Bremerhaven, Amberes, Puerto Libre, Cartagena, Buenaventura, Callao, Coronel, Valparaíso, Filadelfia, Nueva York y Port Everglades.

Con respecto a la navegabilidad del río Magdalena en el marco del foro ‘Miremos al río’ los gerentes de los puertos de Barranquilla y Cartagena conversaron y debatieron las posibilidades de integración y complementariedad de los puertos para mejorar la competitividad e implementar el transporte multimodal aprovechando las posibilidades que el río Magdalena, la Ruta del Sol y un sistema ferroviario podrían ofrecer para conectar de manera eficiente los centros de producción con las rutas al comercio internacional.

A mediados de mayo se produjo la mayor productividad en la historia de la actividad portuaria de la Organización Puerto de Cartagena, cuando la operación del buque Monte Verde registró una nueva marca de 41.6 movimientos por grúa/hora.

Estas marcas se pudieron cumplir gracias al entrenamiento, la especialización del trabajo y los incentivos, clave para que los colaboradores de la organización rompan sus propias marcas. Hacía algún tiempo se había impuesto el récord de 40 movimientos por grúa/hora, hecho que fue destacado por la línea naviera Hamburg Süd, que ha comparado las productividades de Cartagena con las del puerto de Hong Kong.

Hace unos días sonó en el Congreso un proyecto de ley que pretende recortarle los recursos al Instituto Nacional de Vías, Invías, del 40 por ciento de los ingresos que hoy está recibiendo por los puertos marítimos a manera de contraprestación por el uso de las infraestructuras y zonas públicas. El proyecto pretende que, en cambio, las partidas sean aumentadas a los municipios en un 60 por ciento, para que los alcaldes las utilicen en inversión social o en infraestructura. El porcentaje destinado para Invías bajaría del 80 por ciento al 40 y en los municipios se elevaría la proporción de los giros del 20 al 60 por ciento.

De ser aprobado este proyecto, el Estado se quedaría sin financiación para obras como la construcción del nuevo canal de acceso al Puerto de Cartagena, la profundización del acceso al Puerto de Buenaventura u otras modernizaciones marítimas.

El puerto de Cartagena es la primera terminal portuaria que permite el repostaje de los buques impulsados por gas natural licuado (GNL) existentes en el mundo, y que suponen la ´eliminación de la contaminación abrumadora’ respecto a otros combustibles fósiles.

El presidente de la Autoridad Portuaria de Cartagena (APC), Antonio Sevilla, hizo el anuncio tras la inauguración de la jornada ‘Nuevas oportunidades del gas natural’, en la que fueron presentados los proyectos que lideran Puertos del Estado y Enagás para impulsar el uso del gas natural licuado (GNL) como combustible para el transporte, especialmente el marítimo, y que cuenta con el respaldo de la Comisión Europea (CE).

La iniciativa tiene un costo de 33 millones de euros; la mitad será financiada con fondos de la CE para realizar 25 estudios hasta el año 2020 sobre adaptación de infraestructuras, desarrollo logístico y comercial para abastecer a grandes y pequeños barcos a gran escala.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *