Connect with us

Departamento

Continúan acciones por la reparación de víctimas en el Magdalena

Opinión Caribe

Published

on

La gobernadora Rosa Cotes instaló, en el centro recreacional Teyuna de Santa Marta, un Comité departamental ampliado de Justicia Transicional y un Subcomité nacional de reparación colectiva, en el marco de la implementación de la Ley de Víctimas en el Magdalena.

“El objetivo fue mirar la oferta institucional y establecer de qué manera, tanto los planes de acción de la Gobernación como de cada uno de los municipios que son parte de reparación colectiva en el departamento, pueden acceder a recursos del nivel nacional”, señaló Jaime Duque, posesionado recientemente como jefe de la Oficina de Atención Integral a Víctimas y Derechos Humanos del departamento.

En la jornada de trabajo se presentó el balance de la reparación colectiva en el Magdalena, el Plan de Acción Territorial, y se efectuaron mesas temáticas con la participación de las instituciones que componen el Sistema Nacional de Atención y Reparación Integral a Víctimas (SNARIV), así como de alcaldes y representantes de población víctima y de varios ministerios.

Es de anotar que el Magdalena es uno de los departamentos con mayor número de sujetos de reparación colectiva, 18 no étnicos y cuatro étnicos que involucran a dos comunidades indígenas y dos consejos comunitarios afro, indicó Carlos Ortiz, director territorial de la Unidad para las Víctimas, quien enfatizó en que la reparación es el espacio donde se puede, de la mano con la comunidad, comenzar a reconstruir el tejido social perdido por el conflicto.

Entre los municipios donde se encuentran estas comunidades están: Algarrobo, Aracataca, Chibolo, Ciénaga, El Piñón, Fundación, Puebloviejo, Salamina y Sabanas de San Ángel.

En total, los planes aprobados de reparación colectiva a la fecha en el Departamento son trece. Por tanto, “es muy importante este esfuerzo de articulación entre la Nación y el territorio con el fin de establecer estrategias que nos permitan gestionar recursos para garantizar sobre todo la reparación material de los colectivos”, afirmó Margarita Gil, coordinadora Caribe de reparación colectiva de la Unidad para las Víctimas.

Entre las necesidades que más evidencia la población víctima está la infraestructura social como puestos de salud, escuelas y casas comunales, así como seguridad alimentaria, vías y proyectos productivos, entre otros.

Se espera que, de este trabajo articulado, los municipios puedan presentar proyectos en beneficio de las víctimas, definiendo su financiación, para así implementar en el 2017, al menos una medida de reparación material en cada uno de los sujetos de reparación colectiva.

Por su parte, la Gobernación del Magdalena, teniendo en cuenta los planes de acción de reparación colectiva, y la articulación de esfuerzos con el Gobierno Nacional y Alcaldías, ajustará el Plan de Acción Territorial 2016-2019.

 

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *