Connect with us

Departamento

Pablo Vera, un líder innato

Opinión Caribe

Published

on

“Con la mirada en las estrellas, pero los pies bien puestos en la tierra”

El actual rector de la Universidad del Magdalena, Pablo Hernán Vera Salazar, desde pequeño sacó a flote sus cualidades como líder, pues sus ganas de superarse y de aportar a la sociedad lo hicieron diferente a los niños comunes, quienes frente a un micrófono se aterran, “Dios me dio un temple y unas ganas de soñar con cosas, yo tuve el típico sueño de niño de ser astronauta, de ser arqueólogo, más tarde veía al presidente Turbay a través de la televisión y soñaba con dirigir al país, me ponía el corbatín y echaba discursos, remedándolo, porque siempre tuve esa facilidad de expresión”.

Tuvo una infancia dura. Su madre deambuló de un lado para otro por todo Ibagué durante dos años, pues la separación de esposo la llevó a eso, por tanto, cuando el hoy doctor en Dirección de Empresas de la Universidad Complutense de Madrid llegó a Santa Marta, no había cursado formalmente ningún grado de preescolar o primaria, “me hicieron un examen en el colegio ‘Francisco de Paula Santander’ y quedé en segundo grado.

Luego, en un acto del colegio, recién empezando, me pusieron a hablar delante de todo el colegio y nadie creyó que yo, un niño de tan solo 8 años, pudiese dar un discurso como el que les di aquel día a los estudiantes de bachillerato, a los profesores y a todos. Siento que es un don que Dios me dio”.

Así, este niño por el que nadie daba un peso, treinta y dos años más tarde logró lo inimaginable, convertirse en el rector de la Universidad del Magdalena, una Institución estatal con más de 16 mil estudiantes de todo el país.

UN CAMINO DIFÍCIL

En el camino, no obstante, tuvo que sortear varias vicisitudes, que no borraron sus ganas de superarse, “empecé vendiendo en la playa, pero allí también aprendí a ser mesero, entonces iba a los restaurantes, convencía a los turistas de comprarme el pescado. Luego aprendí a manejar lancha y aproveché para aprender de mecánica. Todo lo que hacía era pensando en hacer nuevas cosas que me dieran más oportunidades de salir adelante, pero con la convicción clara de que la única forma de superarme no era ni de vendedor ni de carpero, sino estudiando”.

Y así fue. Pablo Vera se graduó en 1991 de Ingeniería Civil de la Universidad que hoy dirige con la preparación académica y profesional que siempre quiso lograr para asumir dicha posición, pero en el transcurso de sus estudios tuvo que luchar, trabajar y pasar dificultades con su familia para alcanzar las metas que se había propuesto. Para esto, asegura, que es imprescindible tener proyección, “si una persona no es capaz de visionarse a sí mismo, no es capaz de liderar ni de transmitir esa visión a otros. Y aunque se debe tener la mirada en las estrellas, los pies deben estar bien puestos en la tierra; esa frase la he repetido una y otra vez desde: una gran visión con mucha disciplina y constancia, pues soy terco y persistente, insisto hasta que logro lo que me propongo”.

Igualmente, lideró varios movimientos estudiantiles, que hoy, con orgullo, asegura, fueron de vital importancia para el proceso de cambio y transformación que tuvo la Institución Educativa estatal del Magdalena, “recuerdo una conversación de unos líderes estudiantiles que llevaban muchos años en la Universidad y que decían que yo, tan “pelaito”, pues estaba en tercer semestre, cómo creía que iba a movilizar a las personas. Sin embargo, eso no me detuvo y fui el vocero de una reunión importante que hubo con Hacienda sobre Educación para salvar a la Institución; además, representé a los estudiantes en la elaboración del primer plan decenal de desarrollo y, puedo decir con mucho orgullo, que ayudé a construir los primeros documentos borrador con los insumos que hicimos nosotros en las mesas de trabajo”.

AÑO DE BENDICIONES

Pablo Vera, el hoy rector de la Universidad del Magdalena, considera que el año 2016 fue de grandes bendiciones, “porque Dios me condujo hacia el sueño y el propósito que me había trazado hace muchos años. También logré consolidar el apoyo de muchos sectores de la Ciudad y del Departamento y afiancé mi relación personal con Dios, que me sirvió para estructurar mi propia familia y recuperar la relación con mi hermana, que estaba deteriorada. Mis primeros 40 años llegaron con una meta cumplida, con muchos más retos por delante, pero muy satisfecho y muy agradecido con la vida y con toda la gente que me ha ayudado”.

Afirmó, que el próximo año tiene muchos desafíos por cumplir, “desde cosas muy básicas que tienen que ver con la dotación de elementos claves, como tabletas para la enseñanza de los idiomas y como herramientas para acceder a los libros electrónicos, como también la incorporación del modelo de aulas abiertas con tecnología sostenible”.

ALGUNOS PROYECTOS PARA EL 2017

• Inaugurar la nueva sede del consultorio jurídico, centro de conciliación, centro de atención psicológica y consultorio contable.

• Iniciar las clases en el piso del Hospital Central que la Gobernadora ofreció a la Universidad, con la dotación completa y moderna para más adelante ofrecer especialidades clínicas.

• Construcción de edificios con contenedores, entre ellos, el edificio de laboratorios empresariales: de finanzas, de marketing, de gastronomía.

• Adquirir el parque automotor para estudiantes.

• Potencializar los grupos culturales y deportivos con la dotación e incentivos necesarios para sobresalir en la Región.

• Volver a gozar de la sinfónica universitaria, porque entre las metas está la de implementar la facultad de arte y cultura.

• La vinculación de nuevos docentes con maestría y con doctorado.

• Conseguir una transferencia de recursos justos a la Universidad del Magdalena, porque cuenta con acreditación institucional.

• Una plataforma tipo Netflix para que los contenidos digitales de la Universidad, como documentales, películas, cortos y demás, que producen los estudiantes de Cine de Unimagdalena, lleguen a todas las personas.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *