Connect with us

Edición Especial

Zona Bananera, eje de la historia y la cultura

Opinión Caribe

Published

on

Este municipio del departamento del Magdalena cuenta con una riqueza natural e histórica que marcó el territorio con la inclusión del tren y el cultivo del banano. Asimismo, tiene el privilegio de tener tres cuencas que se mantienen con agua durante todo el año, motivo para ser un lugar visitado con frecuencia.

La Zona Bananera está localizada en la parte norte del departamento del Magdalena y delimitada por el río Fundación por el sur, la cabecera del municipio de Ciénaga al norte, por el oriente, las estribaciones de la Sierra Nevada y por el occidente, con la Ciénaga Grande de Santa Marta.

Actualmente está conformada por 11 corregimientos y 59 veredas. Dentro de los corregimientos se encuentran, Sevilla, Río Frío, Guamachito, Soplador, Palomar, Varela, la Gran Vía, Santa Rosalía, Orihueca, Guacamayal y Tucurinca.

Las 59 veredas están distribuidas de la siguiente manera, corregimiento de Río Frío que comprende las veredas de ‘Julio Zawady’, Carital, El Mamón, San Martín de Loba, Ceibales, La Olleta, La Josefina, Calabacito, La Concepción y Reposo Aguja.

El corregimiento de Orihueca está conformado por las veredas Iberia y Candelaria.

El corregimiento la Gran Vía comprende las veredas Cuatro Caminos, Polanco, Los Limones, San Pablo, La Victoria y San Martín.

El corregimiento Santa Rosalía está conformado por las veredas La Mojana, Tagual, El Oasis, Campo Bretaña, La Tigra, 23 de abril y Matecaña.

El corregimiento de Palomar comprende las veredas Caño Mocho, La Tal y Los Ángeles.

Al corregimiento de Sevilla lo conforman las veredas San José de Kennedy, Media Tapa, Sacramento, Los Cauchos, La Barca, Estación de Sevilla, Los Cocos y 16 de julio.

Corregimiento de Guacamayal comprende las veredas Santa Rosa, La Bodega, Macondo, La Agustina, La Paulina, Piloto y La Balsa.

En el corregimiento de Soplador se encuentran las veredas de Ciudad Perdida, Casa Blanca, Mata Tigre, La Cuarenta, Marne y Montería.

El corregimiento de Guamachito comprende las veredas Patuca, La Campana, Loma Colorá y La Bonga.

Al corregimiento de Tucurinca lo conforman las veredas Las Mercedes, Beatriz, Ecuador y Guayaba.

En el corregimiento de Varela se encuentran las veredas de San Pablo del Llano y entrada de Varela.

Esta zona tiene características especiales, puesto que su territorio es netamente rural y cuenta con un conjunto de sistemas producto de las actividades de las rocas, el agua, el aire, las plantas, los animales y el hombre. A su vez, presenta ciertas características ambientales que lo hacen estructuralmente individual, lo cual permite la adaptación de ciertos tipos de vida.

HIDROLOGÍA

El departamento del Magdalena cuenta con 4 vertientes hidrográficas:

1. Ríos que nacen y recorren por la ladera septentrional de la Sierra Nevada.

2. Ríos que nacen y recorren por la ladera suroccidental de la Sierra Nevada y vierten sus aguas en la Ciénaga Grande.

3. Caños y arroyos que vierten sus aguas a las ciénagas y al río Magdalena.

4. Río Ariguaní y sus afluentes.

La Zona Bananera hace parte de la vertiente 2 y cuenta con 3 cuencas (Río Frío, Sevilla y Tucurinca), los cuales se mantienen con agua durante todo el año. Estos permiten la actividad agrícola y pecuaria de este municipio.

En cuanto a la agricultura, se maneja un sembrado de maíz, arroz, fríjoles, frutales, horticultura y yuca, además, hay plantada un área significativa de banano y palma africana. Por tanto, en la Zona Bananera hay agricultura de economía campesina, así como la tecnificada, las cuales impulsan el desarrollo del municipio.

TURISMO

La Zona Bananera cuenta con increíbles bellezas naturales y riqueza cultural para ofrecer a sus visitantes y pobladores. Gracias a los caudales de sus ríos se puede hacer un aprovechamiento de estos y potenciar la zona como un destino turístico. En este sentido, debe implementarse un proyecto turístico que sirva de como economía sostenible para el municipio y a la vez se encamine a la preservación de la naturaleza.

Es fundamental que se conozca que las actividades más frecuentes que se llevan a cabo en Río Frío, Sevilla y Tucurinca son los paseos familiares, en los que se visitan los estaderos, restaurantes, además del uso de los hoteles de manera esporádica, pero la intención real es disfrutar de un baño en las aguas cristalinas y caudalosas de esta belleza natural.

Cabe destacar, que, en algún momento, la cuenca del río Sevilla y la de Río Frío se unen formando un solo río, lo que lo hace más llamativa a la región.

Al hablar de la implementación de un plan estratégico de turismo en esta zona del país, se hace referencia al tema de la competitividad, así mismo, se debe entrar en un proceso de formación y preparación de las personas que viven en el lugar y puedan prestar el servicio de turismo, prepararlas y concienciarlas sobre la importancia de este.

Se debe preparar a la población para llevar a cabo un turismo de conciencia, teniendo en cuenta lo sensible y rica que es la zona en cuanto a la naturaleza. Se habla, entonces, de un turismo natural y de turismo cultural, puesto que, no solo es para disfrutar de la naturaleza, sino para la historia y cultura de este municipio.

Para aprovechar al máximo los recursos que brinda la naturaleza en este sector, se debe generar conciencia para disfrutar y al mismo tiempo preservar los ecosistemas, es decir, reestructurar el plan de un fin de semana en el río, porque la motivación actual es el estadero o el restaurante, por un plan que conciencie a viajeros y pobladores locales sobre las riquezas que se encuentran en el Magdalena.

Teniendo en cuenta lo caudaloso y cristalino de los ríos de esta parte de la región, se busca aunar esfuerzos para fortalecerla en cuanto a actividades turísticas sostenibles e impulsarla a nivel nacional e internacional, teniendo en cuenta que el número de actividades variarían para todo aquel que quiera visitarla.

ACTIVIDADES TURÍSTICAS

Como se trata de impulsar turísticamente esta zona, pueden combinarse actividades donde el turista disfrute y al mismo tiempo aprenda del lugar que está visitando. Por tanto, se pueden alternar actividades que relacionen el río con la parte agropecuaria de la zona.

En este sentido, la implementación de un tour en kayak que termine donde se une la cuenca del río Sevilla y Río Frío, y durante este recorrido contar con el acompañamiento de un guía turístico que hable un poco de la historia y como esos ríos son empleados para el sistema de riego de los cultivos que se dan en la zona, es una manera de impulsar al municipio.

En el camino se pueden visitar algunas fincas que se encuentran a la orilla del afluente para apreciar los cultivos de guineo, yuca, además de otros productos que cultivan las mujeres cabeza de hogar y las emprendedoras en los patios de estas fincas.

Cabe recordar, que Río Frío y Sevilla cuentan con historias de grandes personajes de la época:

Máximo Alfredo Hernández, ‘El mago Borletti’, quien nació en Río Frío, y es catalogado como uno de los mejores magos del mundo, carrera que inició en 1957. El escultor Héctor Lombana Piñeres, nacido en Río Frío. Uno de los escultores más prolíficos de la historia, su obra se encuentra en todas partes del mundo, con monumentos de gran formato en las ciudades de Cartagena de Indias, Santa Marta, Cali, Barrancabermeja, Bucaramanga, Honda, Cimitarra, Villavicencio en Colombia; Panamá y Estados Unidos, Entre sus principales monumentos encontramos, Monumento de Los Zapatos Viejos, 1946, Cartagena, Monumento India Catalina, 1960, Cartagena; Monumento Indio Tayrona, Santa Marta; La Vida, para Jamundí, Valle del Cauca; Carmentea, para Arauca; El Coleo, para Villavicencio; Homenaje a la Cacica, Valledupar; Monumento al Petróleo, en Yopal; Monumento al Trabajo, en Bogotá.

Fabio Poveda Márquez nació en Sevilla, se destacó como periodista y escritor, durante su trayectoria obtuvo varios reconocimientos que exaltaron su labor. También se encuentra el pianista y arreglista Ramón Ropaín Elías, quien nació en Río Frío y se destacó por sus grandes éxitos, entre ellos, La Mecedora, interpretada por Los Melódicos; Mañanitas, grabada por Los Isleños; ‘La Salamanqueja’ y ‘Se Acabó’, vocalizadas por Alberto Fernández.

Por último, pero no menos importante, el poeta, narrador y filósofo callejero, Federico Santodomingo, nacido en Río Frío y quien durante su carrera obtuvo varios reconocimientos literarios, entre ellos, el Premio de Cuento Suramericana.

La importancia e influencia de estos personajes debe convertirse en un atractivo, contar sobre su vida, sus creaciones, además de reunirlos para que narren de viva voz sus cuitas, sus vivencias como ciudadanos del mundo, que haya réplicas de las esculturas de Héctor Lombana Piñeres.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *