Connect with us

Edición impresa

Colapsan urgencias

Avatar

Published

on

Las autoridades de Salud aún no tienen cifra de los casos registrados en el Distrito. El desabastecimiento de agua potable podría ser un factor de riesgo en algunas poblaciones. En caso de presentar algún síntoma que afecte su salud, debe acudir de inmediato al médico.

Dánisa Varela Mendoza

Las salas de espera de las clínicas de Santa Marta han colapsado en las últimas semanas a raíz de una extraña enfermedad que afecta a la población samaria sin diferencia de edades o género.

La mayoría de los pacientes acude a los profesionales de la salud debido a síntomas como fuerte dolor abdominal, fiebre, diarrea y vómito. Otros presentan malestares por causa de problemas respiratorios o gripe.

De acuerdo con la Secretaría de Salud Distrital, las enfermedades infecciosas se producen por situaciones externas como la condición climatológica o factores ambientales.

En estos momentos, en la capital del Magdalena se presenta un pico de enfermedades diarreicas y vómito, de presunto origen viral, de acuerdo con los estudios que ha efectuado la autoridad de salud.

El jefe de la cartera de salud distrital, Julio Salas, le manifestó a OPINIÓN CARIBE que también hay un aumento en los casos de enfermedades respiratorias, las cuales se pueden presentar por la variabilidad climatológica.

Estas dos enfermedades tienen algo en común: el riesgo de contagio; y aunque según el Distrito los casos no han salido del canal endémico, es necesario acatar las recomendaciones para cortar la cadena de transmisión.

“Hemos observado un comportamiento que todavía no se ha salido del canal endémico, sobre el cual se puede generar una alerta epidemiológica. Sin embargo, ante la sola sospecha, la Secretaría de Salud activa la respuesta porque puede desencadenarse en un brote y este a su vez en una epidemia.

Estamos haciendo la sensibilización y fortaleciendo la parte preventiva para cortar la transmisión de esta enfermedad, altamente transmisible porque es de carácter viral, presuntamente”, señaló el funcionario distrital.

FACTORES DE RIESGOS

La Secretaría de Salud configuró un caso y de acuerdo con las características clínicas, hallazgos de laboratorio y comportamientos de la enfermedad, hizo un análisis por medio del cual se pudo establecer que se trata, al parecer, de un cuadro viral.

La escasez de agua puede ser un factor de riesgo adicional que puede incidir en el aumento de casos. “Si almaceno agua en mi casa, es más susceptible a contaminación, causando un factor de riesgo adicional. Nosotros estamos haciendo muestreo de la calidad del agua en las bocatomas, carrotanques y hasta el momento no hemos detectado contaminación en el acueducto”, precisó.

No obstante, se debe tener en cuenta que cientos de familias acuden a otro tipo de suministro del preciado líquido, debido a la escasez que padecen en varios sectores de la capital del Magdalena.

“No podemos desconocer que la situación de escasez de agua puede causar un factor de riesgo adicional por el mal almacenamiento de este preciado líquido”, anotó.

Las autoridades de salud hacen un llamado para evitar la propagación de los virus que suelen ser altamente contagiosos.

NO HAY CIFRAS

Las autoridades de salud no tienen una cifra exacta de los casos presentados en la capital del Magdalena. El funcionario explicó, que esto se debe a que hay eventos que son de notificación inmediata; otros, semanales; y los que manejan un tiempo diferente.

“Estos casos no son de notificación inmediata, por eso al comienzo se habló que eran enfermedades producidas por intoxicación los cuales, si se deben informar de inmediato, pero hasta el momento no hemos recibido informes de casos provocados por alimentos en el sistema de vigilancia epidemiológica”.

INVESTIGAN MUERTES

Una bebé de dos meses y un adulto mayor murieron en hechos aislados en la capital de Magdalena. Ambos presentaban síntomas de fiebre, diarrea y vómito y aunque es apresurado afirmar si a raíz de esta enfermedad se produjeron los decesos, la comunidad samaria se encuentra en alerta.

Gina Novoa Contreras, madre de la menor fallecida, contó a un medio de comunicación radial, que durante tres días su hija presentó fiebre alta, vómito y diarrea, por lo que acudió a los médicos.

“Primero la llevé a La Castellana, donde la formularon y le dieron acetaminofén y aunque tenía un poco de fiebre, no me la hidrataron, sino que me la mandaron para la casa. Por la tarde la llevé para Cehoca, me le dieron acetaminofén y un remedio para la diarrea; no me le hicieron exámenes, no me la hidrataron, no la canalizaron, simplemente me dijeron que eso se trataba en casa. Le mandaron varios remedios, yo se los compré y no veía mejoría y aún con fiebre, le dieron la orden de salida”.

Al notar que la bebé presentaba los mismos síntomas, la mujer nuevamente acudió a un centro asistencial. “En casa le di los remedios que le mandaron, pero no veía mejoría. De repente tuvo dificultades para respirar y la llevé nuevamente de urgencias para la reanimación, después me llamaron para decirme, que habían hecho todo lo posible, pero que la niña había llegado sin signos vitales, pero nadie explicó las causas de la muerte”.

Por su parte, en el barrio San Pablo, un adulto mayor falleció y aunque no hay una declaración oficial sobre las causas de la muerte, sus familiares indican que presentaba fiebre, vómito y diarrea.

Sobre la menor de edad, el Secretario de Salud confirmó, que se adelanta una autopsia  para  establecer las causas de muerte y determinar si está asociada a una de estas enfermedades virales respiratorias o diarreicas. “Sabemos que los menores de dos meses son pacientes vulnerables por su estado inmunológico y todas las susceptibilidades que ellos tienen, lo que incrementa aún más el riesgo de sufrir consecuencias más graves ante esta enfermedad, por lo cual debe haber un cuidado diferenciado bajo el criterio del pediatra que evalúa a cada paciente”.

PROTOCOLOS DE ATENCIÓN

Cada caso tiene una característica clínica diferente. Con base en ello, los centros médicos establecen unos criterios para el ingreso, egreso o manejo ambulatorio.

“Por lo general, las diarreas son de manejo ambulatorio, excepto si el paciente no tolera la hidratación vía oral. En estos casos, se deja en observación y de acuerdo con la tolerancia se le da manejo”, afirmó el médico Julio Salas.

Los médicos están en la capacidad para evaluar de manera integral la condición social. “Si nosotros vemos que es un entorno familiar que no corresponde al cuidado de un menor podemos tener un criterio para dejar al paciente en observación clínica intrahospitalaria; esto es individualizado para cada caso”

También se evalúa la posibilidad del riesgo de asociar cualquier tipo de infección sobreagregada si se ingresa al paciente a un ambiente intrahospitalario, pudiendo darle manejo ambulatorio. “Son variaciones clínicas que el profesional de la salud debe tener en cuenta”, afirmó.

SI TIENE ESTOS SÍNTOMAS ACUDA AL MÉDICO

Cada organismo funciona diferente. En unas personas los síntomas pueden ser más fuertes que otros, no obstante, las autoridades de salud sugieren estar alerta en caso de presentar:

Diarrea con moco y sangre.

Si no tolera los líquidos ni

consume alimentos.

Respiración más rápida de lo normal.

Fiebre de difícil control por más de dos días.

Si el pecho le suena al respirar.

Somnolencia o dificultad para despertar.

Ataques o convulsiones.

Decaimiento.

“Estos síntomas nos van orientando al ingreso hospitalario o manejo intrahospitalario. Hay estrategias que nos dan enfoques claros para estos casos”.

RECOMENDACIONES

Para prevenir el contagio de esta enfermedad, el Ministerio de Salud y el Instituto Nacional de Salud recomiendan el lavado de manos constantes; higiene al momento de manipular alimentos; evitar que la persona afectada acuda a sitios de afluencia masiva para prevenir la transmisión, por ejemplo, colegios, guarderías, jardines.

Evite el saludo de mano y/o de besos; no se frote los ojos ni se toque la cara con las manos sin lavar; cúbrase la boca con la parte interna del codo al estornudar, nunca con la mano; si tiene gripa, use tapabocas y en lo posible permanezca en su casa; tome abundantes líquidos, lávese la nariz y las manos frecuentemente; siempre lacte a los menores de dos años.

“Si nosotros detectamos a alguno de nuestros familiares que está padeciendo estos síntomas debemos guardar el respectivo reposo según recomiende el médico, para evitar el contagio de estas enfermedades infecciosas”, afirmó el Secretario de Salud.

En cuanto a las enfermedades respiratorias,  recomiendan el uso de tapabocas, el lavado de manos y evitar acudir a salas de cine, ascensores, buses, entre otras.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *