Connect with us

Columnistas

Inclusión y desarrollo social

Opinión Caribe

Published

on

Por: Saúl Alfonso Herrera Henríquez

Interesa para todos, proyectos, políticas y medidas que eviten que caigamos en un abismo fiscal, en lo que conviene pensar en un desarrollo social inclusivo que contemple planes de acción para el combate a la pobreza, reducción de las desigualdades, creación de empleo, promoción de cooperativas, familia, discapacidad, el papel de la sociedad civil, tercera edad, envejecimiento de la sociedad, juventud, discapacidad, sectores y pueblos marginados, al tiempo que fomentar el impacto efectivo de las políticas y al diálogo constante sobre temas relacionados con el desarrollo social, para conseguir la inclusión social, la reducción de las desigualdades y la erradicación de la pobreza, donde nadie queda excluido.

Necesitamos acudir a alternativas, a opciones viables, a la toma de posiciones claras sobre el particular, debiéndose pensar en medidas urgentes si queremos evitar el colapso económico, que si bien afecta a toda la sociedad tendría un impacto dramático sobre los estratos sociales más vulnerables. Cuando las inequidades y desigualdades alcanzan niveles extremos en una sociedad, la explosión social es inevitable, enseña la historia. Genera inconformismo, convulsión, que generalmente aprovechan para sí dirigentes oportunistas que explotan en su beneficio la insatisfacción, desilusión o frustración reprimidas, como lo estamos viendo en el concierto latinoamericano, del que no escapamos y que detonan promovidos por intereses de unos cuantos.

Gobiernos, sociedad, académicos, intelectuales, políticos honestos y sectores de poder económico privado, deben hacer y tomar conciencia que para evitar violencia y explosiones sociales, camino es promover u real desarrollo sin discursos oportunista y baladíes, sino con base en la activación las economías familiares y comunitarias. La reactivación económica y social, deben ser reorientadas lejos de la perorata insustancial e inútil y la politiquería demagógica populista que jamás ni nunca ha mejorado la vida de los grupos humanos marginados.

Créditos bancarios dirigidos a reactivar el agro, la ganadería y el comercio de productos agrícolas han demostrado hasta la saciedad ser ineficientes, resultado del nada robusto apoyo técnico y científico, generando el fracaso en las actividades productivas emprendidas, empobreciendo e hipotecando e contera la vida de generaciones actuales y las por venir, indicando lo cual que tenemos que tener claro irremediablemente, como bien sostienen cientistas sociales, que cuando a la riqueza la rodea la pobreza, tarde o temprano la violencia consume a una y otra; de ahí la importancia de implementar planes de desarrollo sostenible que conjuguen crecimiento económico, inclusión social y protección ambiental para garantizar el bienestar de las personas y de la sociedad hoy y mañana.

Contacto: saulherrera.h@gmail.com

Abogado. Especializado en Gestión Pública

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *