Connect with us

Columnistas

El cacho está bajito y lo barro es el bembeo

Opinión Caribe

Published

on

Por Víctor Rodríguez Fajardo.

En política, la traición está a la orden del día. Parece que hiciera parte inherente de quienes actúan como políticos profesionales. Un connotado candidato que lleva dos ahogadas a la alcaldía me explicaba el por qué no pagan las deudas cuando pierden: “Cuando uno pierde, todos pierden, incluyendo las deudas”. Solo un delincuente puede justificar de esa manera deshonrar la palabra dada. Félix Vega (QEPD) decía con sabiduría una dolorosa realidad “La política no es el camino mas corto para ir al cielo”, y mientras ese sea el mantra, viviremos eternamente gobernados por sujetos con pensamiento y actitud delincuencial, que vivirán estafando aun a sus socios y aliados.

El tema no es si son de derecha, de centro o de izquierda, todos llegan a buscar el poder usando métodos por fuera de los cánones del respeto y buenas costumbres, algo que en mi caso nunca aceptaré, por eso el mensaje es “las deudas conmigo no fenecen” aun si son con el junior de un honorable paramilitar. ¡Sean serios! se pueden ganar la credencial, pero nunca el respeto de los electores.

Después de la introducción, entremos en materia. La traición o cacho (para que me entienda la parroquia) dentro de la actividad política es normal, un candidato les paga a unos líderes para conseguir su favor electoral y si en las urnas no se ve lo pagado, ahí hubo cacho. Y es lo que puede ocurrirles a muchos que aspiran en estas elecciones, hablemos con nombre propio:

El grupo Diaz Granados ha invertido en Arístides Herrera en dos campañas a la alcaldía y hoy no vota con ellos, ¿Quién fue el infiel? ¿Eduardo por no cumplir? ¿Hernando por ignorarlo? ¿Juan Pablo por distante? o ¿Arístides por pretencioso? Lo cierto es que hoy cambia y se une al equipo de Franklin Lozano Jr., quien hasta el momento dice que no aspira, pero lleva candidata. La pregunta es, ¿a quién engaña? ¿No aspira porque está fuera de juego y espera que las uvas estén bajas, o ve que puede venir una revocatoria al congreso para dar paso a una constituyente antes que recupere la inversión? Lo interesante es “la política da extrañas parejas en la cama” y podría hacer que Franklin Jr. (con Arístides) ingrese a la lista de Cámara en alianza con Eduardo Pulgar, ambos llevando a sus conyugues a Cámara y Senado y ahogando a Hernando.

Honorio, ¡te están pegando cacho! El niño mimado de Uribe y Duque, a quien los dioses del olimpo político nacional han llenado de riqueza por colocarlo donde hay y se ha dedica a recoger en este periodo, teniendo bajo su antojo al Magdalena y La Guajira como su coto de caza, dispone del DPS, Unidad de Victimas, Sena Agropecuario, Hospital Julio Méndez Barreneche, ESE Alejandro Prospero Reverend, Bienestar Familiar, enlace de la Oficina del Trabajo, Procuraduría (La Guajira), se ha ganado el ser rodeado de quienes desean una parte de torta burocrática que maneja, todos quieren convertirse en “El Chofo de Honorio”, pero ante la arrogancia de no cumplir lo prometido, ya ese aparente respaldo hace agua.  Los amigos de Luis Tete Samper ya no quieren votar con él, igual sucede por los lados de Aracataca y El Piñón.  Más cachos a Honorio, trabajó para conseguir entrar a la Asamblea del Magdalena al Cienaguero Jhon Almarales, pero este votara con Fabian Castillo al senado.

Es difícil levantar cabeza para mantener la credencial con tanto cacho honorable; Holmes decidió alejarse y dejar las toldas del Centro Democrático al ver tanta promiscuidad en el vecindario, esta es una primicia de esta columna de opinión, el ex alcalde de Zona Bananera se retira de momento de la campaña. Ahora le queda a Honorio mantener a Jair a ver que tanto le rinde.

Pero el siguiente cacho viene con romanticismo: … en una cabaña cercana al Zuana, una pareja se dio cita para un encuentro furtivo y a espalda de Honorio… fueron dos días de romance y seducción hasta que la dama aceptó la propuesta indecente; Atentos Piso 13, Claudia Patricia NO vota con Centro Democrático, ella es fiel a su partido Cambio Radical y vota con Fabián Castillo. A propósito, Senador Honorio Henríquez, ayer visitamos su chalet de 700 millones en la ronda hidráulica del río Piedra, ya encontramos que colocaron la valla de licencia de construcción después de nuestra denuncia, la cual aparece a nombre de su conyugue Ángela Patricia Guzmán Aun, pero será motivo de una columna posterior.

Y los Naranjas no escapan al cacho. El primero que quiero citar (quién lo creyera) viene por cuenta de Rafael Martínez, el mismo que dijo “…yo nunca me he robado un hpta peso…” pero que hoy es un hombre de gran riqueza económica, le pegó cacho a Caicedo cuando no dudo en parrandear con Elisa y Johan en momentos que se habían disuelto los amores entre Caicedo y Montenegro. Es el mismo Rafael que ha estado en conversaciones a espalda de su jefe con el otro jefe superior Gustavo Petro, quien pretende llevarlo al lado mas oscuro de la fuerza haciéndolo su candidato al Senado. Ya a Carlos le tocó bajarlo a Cámara ante el reclamo de Sanguino quien en el despacho de la Gobernación le dijo “Perro no come Perro Carlos, a mí no me vengas a cachonear llevando a Rafa al senado”.

Los amores entre Virna y Carlos rayan en la infidelidad por cuenta de la relación prohibida con Carlos Pinedo, quien no ha escondido su deseo de ser candidato a la alcaldía mientras que Fuerza Ciudadana tiene candidato propio en cabeza de Carmen Patricia, archirrival de nuestra Eva alcaldesa. Ni se mastican, ni se tragan, pero siguen caminando juntas, en pasiva agresividad, quién sabe hasta cuándo.

En días recientes Caicedo quien no duda en quemar a sus subalternos para que en el brille la luz perpetua de su ego impoluto, se metió con las verdaderas bases naranjas representadas en Juan Carlos De León, ahora al interior de Fuerza Ciudadana,  el daño está hecho y se escuchan rumores en los pasillos de alcaldía y gobernación de pagarle con la misma moneda, es decir, lo que no logró la tibia oposición del Mello, Eduardo y Honorio, el mismo Caicedo lo ha logrado activando su secuencia de autodestrucción.

¿Creen que es una historia cruda? Me quedé corto. Son muchas y tengo que dejar para el siguiente capítulo de nuestra política parroquial, las infidelidades entre los honorables padres de la Patria quienes no dudan en atacar con sus acostumbradas bodegas y con argumentos de “el pseudo periodista es marica, extorsionador y cachón” a lo cual les notifico, me vale cacho; pero ustedes, aprendan a vivir con el bembeo que les viene.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *