Connect with us

Metrópolis

Incidencia de la Pobreza Monetaria y Pobreza Monetaria Extrema en Santa Marta

Published

on

En el territorio colombiano la entidad que se encarga de medir la pobreza es el Departamento Nacional de Estadística – DANE – quien para estudiar la pobreza
monetaria tiene en cuenta dos enfoques.

El primero es el enfoque de ingresos, sobre el cual se centra este boletín técnico. En este, el DANE presenta dos indicadores: el primero de es el de incidencia de pobreza
monetaria, en el cual se realiza una medición para establecer el nivel de ingresos (línea de pobreza) que un hogar debe generar para suplir unas necesidades básicas mínimas que le permitan garantizar unas condiciones de vida digna. Para esto se tienen en cuenta elementos como: arriendo de vivienda y servicios públicos, canasta básica de alimentos, artículos de primera necesidad como salud, vestuario, aseo personal y finalmente una parte destinada a entretenimiento.

Por otra parte, encontramos la incidencia en pobreza monetaria extrema en el que se realiza una medición para establecer el nivel de ingresos que un hogar debe generar para acceder a una canasta básica de alimentos que evite que las personas del hogar sufran de desnutrición.

POBREZA MONETARIA EN SANTA MARTA

De acuerdo con el reciente informe elaborado por el DANE (2022), la incidencia de pobreza monetaria en el país disminuyo en 3.2 puntos porcentuales, pasando de 42,5 %
en el año 2020 al 39,3 % en el 2021. Para el distrito de Santa Marta, la incidencia de la pobreza monetaria disminuyó 3.5 puntos porcentuales, pasando de 55,1 % en el 2020, al 51,6 % para el año 2021. Lo anterior quiere decir que 5 de cada 10 personas en la ciudad de Santa Marta se encuentran en la base de pobreza monetaria.

Para el año 2021, la línea de pobreza para la Santa Marta fue de $ 368.167 pesos y la ciudad se ubicó como la tercera del país con mayor pobreza monetaria dentro de las 23
ciudades y áreas metropolitanas medidas por el DANE.

Por otra parte, en comparación con las capitales de la Región Caribe, encontramos que Santa Marta se ubica como la segunda ciudad capital con mayor pobreza monetaria,
superada únicamente por la capital del departamento de La Guajira.

Revisando la evolución histórica de este indicador se puede apreciar que entre los años 2015 y 2021 la pobreza monetaria en Santa Marta ha aumentado 20,9 puntos
porcentuales, pasando del 30,7 % en el 2015 al 51,6 % en 2021 y evidenciando un incremento gradual que se incrementa con mayor fuerza a partir del año 2020.

POBREZA MONETARIA EXTREMA EN SANTA MARTA

De acuerdo con el DANE para el año 2021 la pobreza monetaria extrema en el país disminuyó 2.9 puntos porcentuales, pasando de 15,1 % en el 2020; al 12,2 % en el 2021.
Para el caso de la ciudad de Santa Marta, la incidencia de la pobreza extrema disminuyó 4.6 puntos porcentuales ubicándose en 18.5 % en el 2021, mientras que para el 2020 fue de 23,1 %. lo que implica que 1 de cada tres personas se encuentran en condición de pobreza extrema en la ciudad, es decir, que sus ingresos no les alcanzan para suplir una canasta básica de alimentos que evite que sufran desnutrición.

Para ese mismo año (2021), la línea de pobreza monetaria extrema para la ciudad de Santa Marta fue de $ 178.749 pesos. Cabe mencionar que la capital del Magdalena se
ubicó como la tercera ciudad del país con mayor pobreza monetaria dentro de las 23 ciudades y áreas metropolitanas medidas por el DANE (Ver gráfica 4) y la segunda en
comparación con las capitales de la Región Caribe, superada únicamente por la capital del departamento de La Guajira (Ver gráfica 5).

Al analizar la evolución histórica de este indicador se puede apreciar que para el periodo 2016 – 2021 la pobreza extrema en Santa Marta ha aumentado 11.4 puntos porcentuales, evidenciando el mayor incremento en el año 2020 que fue del 23,1 %.

LOS EFECTOS POST PANDEMIA

El COVID -19 para el año 2021 dejo una serie de consecuencias que se hacen visibles en la situación socioeconómicas de la población, en los que los hogares con escasos
recursos son los más vulnerables.

La perdida de empleos y las restricciones por confinamiento como consecuencia de la pandemia tuvo efectos como la disminución de los ingresos de varios de los hogares lo  que genera una disminución en la capacidad adquisitiva de los samarios. Sin embargo, es válido mencionar, que entre el 2020 y 2021 el desempleo en Santa Marta disminuyó 3.3 puntos porcentuales pasando del 18,1 % al 14,8 %, que si bien se han realizado esfuerzos por parte de las instituciones y principalmente del sector privado la ciudad sigue teniendo alta de desempleo.

Recíprocamente, la ciudad de Santa Marta cuenta con altos niveles de informalidad laboral (65,4 % en el 2021) lo que afecta directamente a los hogares de bajos ingresos
ya que estos presentan mayor grado de vulnerabilidad frente a los cambios que se presenten en la economía.

En este sentido, desde Santa Marta Cómo Vamos se propone tomar acciones en materia de generación de empleo con especial énfasis en mujeres y jóvenes, trabajar de manera decidida en el aumento de la calidad educativa, el acceso a agua potable y saneamiento básico; reubicación de viviendas informales y en alto riesgo; mayor inversión pública en políticas de atención a población vulnerable y finalmente tender puentes con el gobierno Nacional y sector privado para trabajar en conjunto y generar sinergias que se traduzcan en un mejoramiento de la calidad de vida de los samarios.