Connect with us

Metrópolis

En Santa Marta $2.700 millones se habrían perdido en pozos que no están funcionando: Veeduría

Published

on

En días pasados, un grupo de veedores de la ciudad, encabezados por Edilfonso Orozco, lideraron una reunión con funcionarios de la Empresa de Servicios Púbicos del Distrito de Santa Marta – Essmar, hoy intervenida por la Superintendencia de Servicios Públicos, con el objetivo de abordar algunos de los temas que más vienen afectado a la ciudadanía en torno a estos temas.

En el encuentro participaron, además de los veedores, María Morales, abogada de la organización; Daniel Trujillo, coordinador operativo; Hernán Ortiz y secretario general de la Essmar, quienes escucharon las solicitudes hechas por los presentes.

Uno de los temas abordados fue la inversión de infraestructura de redes de alcantarillado y redes de agua potable, principalmente en Altos de Bahía concha, con ampliación del sistema, así como la optimización de los trabajos para agua potable que se estarían ejecutando en sectores como San Fernando, Miguel Pinedo, Paraíso, Pantano, Cisne y Bastidas.

Edilfonso Orozco y demás veedores en reunión con la Essmar.

“En cuanto a la planta de Mamatoco, por falta de mantenimiento sólo le están llegando 700 litros de 800 y su capacidad para procesar y optimizar son 800 litros por segundo”, explicó Orozco.

Por otro lado, el veedor afirmó que en la ciudad actualmente están funcionando 37 pozos.

“Existen 9 pozos que nunca funcionaron desde su creación, entre los que nunca funcionaron está el de Miguel Pinedo sector Pantano. Lo grave es que la Alcaldía le pide al Essmar que se los reciba sin que estén funcionando. El pozo del paraíso solo da un litro por segundo lo que no le soluciona nada a la comunidad en general”, añadió.

Lo anterior, asegura, se debe a que no hubo estudios suficientes para prever que estas estructuras tuviesen la capacidad requerida.

“Cada pozo costó al rededor 300 millones de pesos y los estudios costaron dos mil millones, pero no funcionan 9 pozos es decir que se perdieron $2.700 millones”, expresó.