Connect with us

Región Caribe

Con dos coronas fúnebres y un panfleto amenazan a médico en el Atlántico

Opinión Caribe

Published

on

Total indignación despertó el caso de un médico en Soledad, Atlántico, que fue amenazado de muerte por un sujeto que lo acusa de haber dejado morir a su mamá, contagiada de coronavirus.

Este lunes, el doctor José Julián Buelva Díaz llegó como todos los días a su lugar de trabajo en la Clínica Materno Infantil Adela de Char y se encontró con un panfleto y una corona fúnebre, en el que lo amenazan de muerte a él y a su familia.

En el texto señalan que el galeno incurrió en una “negligencia médica”, y utilizan varias frases amenazantes, como “esa negligencia estoy dispuesto a curarla de una sola manera”.

Más intimidaciones forman parte del texto que, al parecer, escribió un hombre que sería amigo del hijo de la mujer víctima de covid-19. El cierre del escabroso mensaje le da 24 horas para renunciar a la clínica, bajo la amenaza de matarlo e, incluso, hacer daño a sus seres queridos.

Al llegar a casa, el médico encontró otra corona y decidió denunciar la situación en un corto video en que se le ve bastante afectado.

Entre sollozos, Buelva cuenta que es “internista intensivista de la unidad de cuidados intensivos” de la clínica Adela de Char. “Hoy recibí dos sufragios, uno en mi lugar de trabajo y otro en mi lugar de residencia. Me acusan de haber dejado morir a una señora en pandemia en la unidad de cuidado intensivo”, explica en las imágenes, en que se le ve sosteniendo una de las coronas.

Denunció también que “es imposible que dejemos morir a la gente; nosotros fuimos formados para salvar gente”. Y aprovecha para hacer “un pedido de auxilio y ayuda al Gobierno nacional” en nombre de “todos los médicos de este país” que enfrentan la pandemia de coronavirus.

“Por Dios, ¿hasta cuándo? Si salimos todos los días a trabajar y en muchas ocasiones no tenemos ni siquiera las condiciones, y a pesar de eso nos enfrentamos a esta pandemia. ¿Hasta cuándo?”, son las palabras de Buelva, cuyo caso ha estremecido las redes sociales.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *