Connect with us

Edición impresa

Logia Simbólica ‘Cosmos y Sabiduría’ No. 9

Avatar

Published

on

En el recorrido que realiza OPINIÓN CARIBE por la historia de la masonería en el Magdalena Grande, se contó en ediciones anteriores la historia de las Respetables Logias Masónicas del departamento del Magdalena, levantadas al Oriente de Aracataca, Ciénaga, Santa Marta, Fundación, Plato y El Banco. En esta edición, les contaremos la historia de la logia ubicada en Riohacha, La Guajira.

Daniela Pirela Wisman

Levantada al Oriente de Riohacha,  departamento de La Guajira, se encuentra la Respetable Logia Simbólica ‘Cosmos y Sabiduría’ No. 9. En la región del Almirante Padilla, único territorio que posee tres marcadas zonas naturales, la baja, la media y la alta Guajira, desde hace muchos años, han existido las agremiaciones masónicas.

De acuerdo con el Libro de La Historia de La Masonería en Colombia del Querido Hermano Américo Carnicelli, en el siglo antepasado trabajaron las logias Filantropía Riohachera del año 1833, Corazones Unidos del año 1861 y Filantropía Riohachera del año 1876, así lo manifestó el Maestro Masón Darwis Ortiz, quien conduce al Semanario OPINIÓN CARIBE por la historia de la masonería en la región Caribe colombiana.

HISTORIA

Todos estos datos históricos de masonería proveen las bases para que se inicien los trabajos formales de logia preparatoria, el día 2 de agosto del año de 1990, en la Respetable Logia Simbólica ‘Cosmos y Sabiduría’ a la cual le corresponde el número de orden 9, y en la que los hermanos que la constituyeron consideraron solicitar al Muy Respetable Gran Maestro de la Muy Respetable Gran Logia Benjamín Herrera con Sede en Santa Marta Querido Hermano Alfonso López Carrascal, permitiera trabajar la nueva logia preparatoria compuesta por nueve hermanos todos maestros masones.

Como grandes impulsores de esta Respetable Logia, es importante nombrar, entre otros, a los Maestros Masones a Luís Orcacitas Rodríguez; Bernardo Legitime Morales grado 33, ya en oriente eterno (fallecido) quien fue ingeniero agrónomo de profesión, y un verdadero ejecutor de las costumbres masónicas, que en compañía de Maestros Masones como Álvaro Guerrero, Aldo Henríquez, Jairo Escobar Arregocés y muchos más hermanos, en esta nueva era logran con su impulso mantener abierto el templo de la sabiduría riohachera.

Este respetable taller de trabajos masónicos ha permanecido con sus costumbres y directrices masónicas desde su nacimiento; han hecho historia más de 40 hermanos que naciendo en sus ideales o afiliándose, logran con cada uno de sus esfuerzos mantener la unidad masónica que permite avanzar en los estudios y cultura de antiguas costumbres.

La Respetable Logia Simbólica ‘Cosmos y Sabiduría’, No. 9, no tiene un templo propio para hacer  sus trabajos masónicos, por esta razón, se reúnen en un centro hotelero de la ciudad de Riohacha, La Guajira.

TRABAJAN UNIDOS Y EN AMISTAD

En la actualidad, esta logia simbólica está dirigida por su Venerable Maestro Víctor Peralta Mejía, ingeniero de profesión, verdadero representante de esta región guajira compuesta por más de 15 hermanos, quienes trabajan unidos y en amistad.

La masonería es una de las más antiguas sociedades iniciáticas del mundo. En este se inculcan enseñanzas a sus miembros, a través del simbolismo que los caracteriza, y que es practicado por medio del ceremonial. Esta asociación se sustenta en principios morales que hace de personas libres y buenas, seres humanos útiles y provechosos a su familia, a su comunidad, a su nación y al mundo.

Mandil de los aprendices, este lo deben usar con la babeta (triangulo superior) levantada hacia arriba.

Francisco Ariza afirma, que “las individualidades, o mejor, la idea de lo individual y lo particular que cada componente de la cadena pudiera tener de sí mismo, desaparece como tal para formar un solo cuerpo que vibra y respira en una misma cadencia rítmica. La cadena de unión deviene así un círculo mágico y sagrado donde se concentra y fluye una fuerza cósmica que asimilada por todos y cada uno de los integrantes de la misma, les permite participar del verdadero espíritu masónico y de su energía regeneradora”.

Un gran principio de los hermanos masones en trabajar unidos, siempre respetando el lazo que los une por el hecho de pertenecer a la masonería, y el valor que tiene la amistad, el trato y la relación que exista entre ellos, debe servir para el fortalecimiento de la logia y para crecer como hombres de buenas costumbres. Los masones, son personas buenas, honestas, libres de prejuicios y fantasmas culturales, sociales políticos, religiosos y, ante todo, preocupada por el bienestar de los demás.

La masonería como OPINIÓN CARIBE lo ha contado, no es una organización secreta, sino discreta. En su tarea de contribución al mejoramiento social, cada masón en su actividad cotidiana, en la casa, en la fábrica, en el taller, en la oficina, en el mercado, en la escuela, entre otras, tiene el compromiso para consigo mismo y los demás de proclamar y poner en práctica los nobles principios y fines de la hermandad.

LAS TENIDAS

Las tenidas son las reuniones de los masones, en las cuales se dedican a trabajar, de acuerdo con sus principios y conocimientos. Estas, son exclusivamente para los masones, es decir, que no pueden hacer presencia los profanos (personas que no pertenecen a la masonería). Las tenidas se dividen en los 3 grados, aprendiz, compañero y maestro.

Normalmente, los masones tienen tenidas en las logias semanalmente, pero existen otras en las que se reúnen cada 15 días o en algunos casos, cada mes, dependiendo del grado. Los masones son autónomos en tomar esta decisión. En sus reuniones, los masones dan y reciben de sus iguales enseñanzas útiles a su perfeccionamiento individual y colectivo, en aras de reforzar sus lazos de unión fraternal.

En las tenidas de aprendiz se busca pulir la piedra bruta, esta recibe el número de ‘primera cámara’, asisten todos los masones, sin excepción de grados; además, en ellas se llevan a cabo ceremoniales como la iniciación, regularización, que sucede cuando un masón deja de trabajar o de asistir a las tenidas y es considerado como irregular; o afiliación, que hace referencia a cuando una persona que es de un lugar diferente en el que se encuentra en la logia, pero desea trabajar en esta. Las tenidas relacionadas con la regularización o afiliación, no tienen la misma importancia que la iniciación, puesto que, este es un momento especial, en el que quien decidió pertenecer a la masonería comienza a nacer ante la luz de la verdad. Los aprendices deben usar el mandil con la babeta (triángulo superior) levantada hacia arriba.

Por otro lado, en las tenidas de compañero, consideradas también de segunda cámara, no asisten aprendices, solo deben estar presente personas que pertenezcan a un grado superior al de aprendiz. En estas, no se hacen iniciaciones, por lo contrario, se lleva a cabo el ‘aumento de salario’, que significa el paso de un masón de aprendiz a compañero. Quienes se encuentran en esta transición, utilizan el mandil con la esquina del lado inferior derecho doblada hacia el lado superior izquierdo del mandil.

A las tenidas del grado maestro se les conoce como de tercera cámara, o cámara superior; en estas no pueden estar presentes, aprendices, ni compañeros, sólo maestros. En ellas se realizan ceremonias de exaltación, que significa el paso de compañero a maestro. En estas tenidas se tratan temas más delicados, tales como juicios o expulsiones; además, quienes se encuentran en este grado, tienen más conocimientos, y están en condiciones de tener reuniones y prácticas más profundas.

Además de las tenidas mencionadas, se encuentran las tenidas blancas, en estas los masones se reúnen e interactúan con los profanos. En estas tenidas, los masones no hacen rituales propios de la hermandad, no usan mandil, y tampoco hacen uso de sus signos. Por lo general, a estas son invitados familiares de los miembros de la logia, y son realizadas en los meses de diciembre y junio, cuando se presentan los solsticios (son los momentos del año en los que el sol alcanza su mayor o menor altura aparente en el cielo, y la duración del día o de la noche son las máximas del año, respectivamente) de invierno y verano. También, estas tenidas son realizadas para fechas especiales, como Día de la madre o para hacerle un homenaje a un personaje histórico.

Los masones guardan discreción sobre la manera de reconocerse en la vida cotidiana, así como sobre lo que se trata en cada tenida, por razones históricas fundamentalmente, como un medio de protección contra la ignorancia, el fanatismo y la ambición de algunas personas y sectas intolerantes y fundamentalistas, a los cuales la masonería ha rechazado desde sus orígenes.

Fundada en el principio de la libertad, desde su fundación, la masonería considera los temas relacionados con la metafísica, con el dominio exclusivo de cada individuo, esto incluye, su forma de pensar, sentir y actuar. Por tal razón, todo masón tiene la libertad de creer o no en un principio creador, y de respetar las creencias religiosas de cada quien, como un principio de la orden. Por esto, es común que, en una logia, sus miembros sean creyentes y practicantes de diversos cultos, conviviendo en armonía y colaborando en conjunto para el progreso de la humanidad.

MASONES, ROTARIOS Y LEONES

Hay quienes señalan aspectos similares entre los miembros de los clubes rotarios, leones y masones. Todos llevan a cabo actividades filantrópicas, es decir, que tienen la tendencia de procurar el bien de las personas de manera desinteresada; además, los rotarios y los leones han surgido o han sido fundados por miembros de la masonería, de hecho, hay quienes son masones y pertenecen estas organizaciones, pero se distinguen de la masonería por el sentido iniciático que esta posee.

Los leones son una organización que tiene como objetivo satisfacer las necesidades de la comunidad tanto a nivel local, como global. Quienes ingresan se afilian a los clubes por la invitación de uno de sus miembros, y se reúnen semanal, quincenal o mensualmente, para abordar diversos temas de interés colectivo, con excepción de aquellos que se relacionen con preferencia partidista o credo religioso; algo muy relacionado a la masonería.

Por otra parte, los rotarios incorporan a un nuevo miembro por invitación de los ya iniciados. Algunos de los ideales rotarios y sus normas de funcionamiento guardan cierta similitud con la masonería.

 

 

 

 

 

 

Click to comment

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply