Connect with us

Blog

#BlogOC Elecciones Unimagdalena: “como para alquilar balcón”

Avatar

Published

on

Por: Gina Noriega Narváez

A propósito de las próximas elecciones en Unimagdalena y esa guerra de todos contra todos que deja mucho que desear. No es para nadie un secreto que con el inicio de las elecciones política en el Alma Mater, también se empiezan a evidenciar distintos tipos de intereses políticos y personales, de los que se esperaría que el fundamento esencial sean los estudiantes.

Sin embargo, en estas nuevas elecciones la historia de las turbias elecciones para Rector se repite. Una nueva organización frente a la anterior, mismos rostros y apellidos, y una clara falta de exposición de propuestas. Términos como Política es de lo que se carece y han sido reemplazados por campañas enfocadas a desmeritar candidatos que se consideran competencia directa.

Sin estar de acuerdo, o suscrita bajo ninguna concepción política de las cuales se encuentran en disputa, puedo decir desde un punto imparcial, que cuando la importancia de la campaña de los futuros representantes gira entorno a ellos mismos, sólo se genera un plano deficiente para nosotros como estudiantes.

Cuál es el precio que debe pagar la Institución y el estamento estudiantil por el cumplimiento de un sueño personal de cada una de los futuros representantes. O en que en todo caso, nosotros hemos empezado a funcionar como víctimas y victimarios dentro de este tipo de procesos políticos. Es así como, los que deben ser espacios de discusión se han convertido en espacios de disputa, lo que antes eran aulas abiertas, no son más que conversaciones políticas que se deben tener en susurros por temor a ser escuchadas.

Podríamos decir entonces, que estas elecciones parecen más un ring de boxeo en el que se atacan unos con otros, más que una cosa exposición a las propuestas. Sólo puedo decir que la mayoría de estudiantes estamos en búsqueda y a la espera de unas elecciones limpias, en las que podamos resaltar de un candidato un pensamiento político coherente con la realidad de cada uno de nosotros, y no la muestra exacta de indecisión y falta de preparación que se evidencia permanentemente mediante la desestimación de sus competidores por motivos que nada tienen que ver con un contexto político.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *