Connect with us

Internacional

‘Momo ha muerto’: Keisuke Aiso, creador del muñeco viral

Avatar

Published

on

Después de meses de advertencias sobre una cadena de mensajes que buscaban atemorizar a niños en internet, el creador de la escultura que dio vida a la imagen viral, dijo este fin de semana que Momo está muerta. El pronunciamiento del artista hace parte de los esfuerzos por darle fin a una cadena que fue usada para retar a menores a escaparse de sus casas, no dormir o dar información privada.»Los niños pueden estar tranquilos. Momo ha muerto», dijo su creador al periódico británico The Sun. «Ella no existe y la maldición se ha ido» dijo.

El supuesto «Desafío Momo» generó alertas de medios de comunicación y departamentos de policía y bomberos que indicaban que la horrible figura viral era utilizada para diseminar terror en internet y generar conductas de riesgo. La imagen de una criatura de pelo oscuro con ojos enormes y una boca enorme era usada para mensajes que alentaban el suicidio o malos comportamientos.

Después de meses de su viralización negativa, el artista que creó la escultura, Keisuke Aiso, reveló que ha destruido su creación.

La polémica figura fue construida por Aiso en 2016 y fue expuesta por primera vez en una galería en Tokio. Su nombre original traduce ‘madre pájaro’ y está inspirada en una leyenda japonesa de una madre que muere en un parto y regresa a la vida para acosar a las personas. La criatura, de cabello largo, ojos brotados y sonrisa macabra, está desnuda y su cuerpo corto termina en patas de ave. En 2018, la criatura ficticia llegó a Reino Unido y de allí a Latinoamérica.
«(La escultura) ya no existe, nunca fue hecha para durar», dijo el artista al periódico británico.

Momo se hizo famoso en parte por la cobertura mediática y las advertencias de entidades como la policía y los bomberos. La foto del personaje de Aiso lanzaba retos  supuestamente a través de WhatsApp y YouTube, donde animaba a niños a herirse a si mismos o a otros. Sin embargo, según un reporte del portal especializado Cnet, YouTube dijo que no tiene pruebas de que el desafío haya estado oculto en videos dentro de su plataforma.

Por su parte el artista aseguró que pretendía que el personaje fuera aterrador, pero que nunca se imaginó que la imagen se usara para lastimar a personas. Aiso contó que su obra, con los años, había empezado a descomponerse y que cada vez lucía más aterradora. También dijo que durante el último año recibió amenazas por parte de personas que creyeron que había sido parte de los desafíos riesgosos en internet.

Tomado de: El Tiempo
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *