Connect with us

Columnistas

El medio ambiente no da espera

Opinión Caribe

Published

on

Por Saúl Alfonso Herrera

El medio ambiente es el conjunto de todas las cosas vivas que nos rodean. De este obtenemos agua, comida, combustibles y materias primas que sirven para fabricar las cosas que utilizamos diariamente. Al abusar o hacer mal uso de los recursos naturales que se obtienen del medio ambiente, lo ponemos en peligro y lo agotamos. El aire y el agua están contaminándose, los bosques están desapareciendo, debido a los incendios y a la explotación excesiva y los animales se van extinguiendo por el abuso de la caza y de la pesca. Debido a lo cual, La ONU busca que se logre el Desarrollo sostenible, vale decir, el mayor desarrollo de los pueblos sin poner en peligro el entorno. El propósito es preservar el medio ambiente de la tierra, que es “la casa mayor de todos los seres humanos”.

Preámbulo para significar que este y los demás años por venir, de no dar respuestas drásticas, serán años muy difíciles en materia de cambio climático, que tendrá serias incidencias en el medio ambiente; de allí la necesidad que los gobiernos locales, departamental nacional, actores políticos, ciudadanía y comunidad toda, se sensibilicen con este problema que ya está costando demasiadas vidas.

El cambio climático es una amenaza a la seguridad local, departamental y nacional, por lo cual, lo importante será destinar recursos a las instituciones encargadas de atender los desastres naturales. Es cuestión de pensar en el futuro, ya que lo que no hagamos hoy en tal sentido lo lamentaremos mañana. Es atender la grave situación ambiental que estamos pasando y ser conscientes de que no son suficientes los recursos que hoy se destinan para el efecto, Es comprender que en las cuestiones de medio ambiente nada debe aplazarse, debiéndose tomar con urgencia medidas de corto, mediano y largo plazos, desde lo local a lo nacional.

Medidas tales, a decir de expertos, como rediseñar calles y avenidas para eliminar los cuellos de botella y la mayoría de los topes y reductores de velocidad, en los que se gasta mucho combustible y se emite diez veces más bióxido de carbono. Elevar los límites de velocidad permitidos (a 80 km/hr se logra la mayor eficiencia energética). Modernizar las normas que regulan los botaderos de basura, que producen el 14% de los gases de efecto invernadero (GEI) y la contaminación por lixiviados de los mantos friáticos, para convertirlos en productores de energía verde. Cambiar la utilización de los combustibles actuales en industria y hogares por gas natural (más barato y 40% menos contaminantes), Renovar el parque público automotor y acondicionarlo a gas natural (más barato que la gasolina). Repensar la ciudad para que haya más ejes viales, más puentes y pasos a desnivel para reducir el uso de combustibles. Prevenciones y medidas estas, que, sin duda, nos ayudarán en mucho en el propósito de tener para todos, el medioambiente que necesitamos y en realidad y verdad merecemos.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *